Publicaciones etiquetadas testimonios

SABF 2014 – Testimonios de la tarde 8/8

En el segundo día de sesiones del South American Business Forum 2014, los participantes y disertantes compartieron sus conclusiones respecto de las actividades.

Esto es lo que tuvieron para decir.

SABF: una experiencia imperdible para jóvenes de todo el mundo

Mucho ha ocurrido desde que tuvo lugar la primera edición del South American Business Forum. A la fecha, participantes, disertantes y delegados de todo el mundo se han reunido en Buenos Aires para vivir la Experiencia SABF, compartiendo la creencia de que el cambio comienza con cada uno de nosotros y que el diálogo y la apertura son sus pilares. Junto a ellos hemos construido nuestra querida Comunidad SABF que deseamos siga creciendo año a año.

 

 

Todos los estudiantes elegidos reciben una beca completa para participar del SABF. Esto último incluye alojamiento, comidas y transporte dentro de Buenos Aires durante los días del foro (leer más detalles aquí). Respecto los pasajes, trabajamos junto a los estudiantes, instituciones, empresas y organizaciones políticas para brindar ayuda financiera a los participantes y consecuentemente traer a todos los estudiantes elegidos a Buenos Aires.

Queríamos que algunos estudiantes que han sido participantes les cuenten un poco acerca de sus experiencias en diferentes ediciones, especialmente respecto las formas en que han obtenido fondos para sus costos de viaje, trabajando junto a nosotros.

 

Lex Tan Yih Liang (Malasia): El SABF es una oportunidad para que los jóvenes nos involucremos en asuntos actuales y globales, intercambiando ideas, discutiendo soluciones y tomando conciencia entre futuros y presentes líderes de diversas perspectivas y orígenes. Respecto el financiamiento, es fácil de conseguirlo siempre y cuando trabajen duro, definan su meta y sean optimistas. El querer participar del SABF es una gran motivación y hay que contactar una y cada una de las instituciones que deseemos: el SABF es una experiencia cambia vidas. Ya que es un evento tan importante, créanme que pude obtener los fondos y resulté ser 1/100 participantes de la Edición 2010.

Gabriela Quinteros (Bolivia): Mi gran deseo para participar del SABF me motivó lo suficiente como para enviar material, día tras día, a distintos organismos e instituciones. Nunca dudé en presentarlo ante dos aerolíneas. Obtuve un descuento del 15% en una de ellas (en parte gracias al equipo SABF) y logré conseguir el resto por mi cuenta y gracias a la ayuda de mi familia. Se que no es una tarea fácil pero el SABF realmente hace que valga la pena por lo que les recomiendo a todos que trabajen duro para alcanzar este sueño y siempre tengan presente que pueden contar con el Equipo SABF para lo que necesiten.

Petr Šrámek (República Checa): Fue difícil para mi llegar al SABF. Originalmente, mi universidad me prometió que cubrirían mis pasajes pero luego dijeron que no por lo que hice uso de mis ahorros. Esto último realmente valió la pena. Estoy muy contento de haber conocido tantas personas maravillosas y contactarme con gente con tanto conocimiento así como también con profesionales del ámbito de los negocios. Además, ¡me encantó Argentina!. No dejen pasar esta oportunidad: ¡apliquen ahora!.

Patrick Voller (Austria): Fue increíble conocer tantos estudiantes altamente motivados, de todas partes del mundo y escuchar conferencias inspiradoras e informativas acerca de temáticas globales verdaderamente importantes. Todos los presentes compartimos la pasión por América Latina, una región culturalmente rica, emergiendo económicamente y empezando a recibir la atención global que se merece. El SABF cumple su misión de involucrar estudiantes jóvenes de todo el mundo para que trabajen en el desarrollo sustentable de sus regiones. El evento refleja pasión, excelencia y ganas junto a un esfuerzo gigante. Yo me pagué mis pasajes pero pueden obtener fondos por parte de grandes compañías e industrias de Argentina.

Valeria Vela Coreño (México): Cuando
 recibí
 la
 noticia
 de
 que
 había
 sido
 seleccionada,
 inmediatamente
 me
 di
 a
 la
 tarea
 de
 buscar
 apoyo
 financiero
 para
 poder
 cubrir
 los
 costos
 del
 viaje.
 El
 comité organizador
 del
 SABF
 me
 asesoró
 invaluablemente
 con
 todos
 los
 documentos
 y
 requerimientos
 que
 solicitaba
 la
 Universidad
 para
 otorgarme
 dicho
 apoyo
 y
 en
 aproximadamente 
una 
semana, 
esta 
labor 
estaba 
resuelta.

 EL
 SABF 
sin 
duda 
es 
una 
gran 
familia
 de 
jóvenes 
interesados 
en 
aportar 
un 
granito 
de arena
 a
 su
 comunidad,
 generar
 acciones
 positivas,
 generar
 pequeños
 cambios
 que
 consecuentemente
 tendrán
 un
 gran
 impacto
 en
 la
 sociedad
 a
 través
 del
 trabajo
 en
 conjunto 
y 
de 
la 
suma 
de 
esfuerzos.

Tascha Terblanche (South Africa): No hay un solo día en que no tenga presente las conversaciones, las risas, las comidas, el aprendizaje del SABF. Desde el momento en que recibí las inesperadas noticias de que había sido elegida estuve obviamente muy contenta pero también con un gran desafío por delante: conseguir el dinero para mis pasajes aéreos. Nunca dudé en dar lo mejor de mí para conseguirlos, el equipo SABF me brindó todo su apoyo y un gran número de contactos… ¡y lo logré! Visité Argentina y viví la Experiencia SABF. Aquellos días fueron los más memorables, informativos, educacionales (cultural y académicamente hablando) e inspiradores de toda mi vida: realmente siento que ninguno debería desaprovechar esta oportunidad para aplicar.

Saara Annukka Erkheikki (Finlandia): Fue una experiencia interesante que me brindó conocimientos en ciertas temáticas con diferentes puntos de vista. Contribuyó a mi desarrollo de conocimientos y a mi marco académico. Por supuesto que también hice muchos amigos nuevos y conocí aspectos culturales muy interesantes de diversos países. Mi universidad cubrió parte del viaje y lo demás lo logré con mis ahorros. Fue un evento maravilloso y considero que todos ustedes deberían aplicar a las ediciones futuras.

 

Agradecemos muy cordialmente a nuestros participantes sus palabras y esperamos contar con vos también muy pronto. No te olvides de aplicar para la Séptima Edición del SABF antes del Viernes 6 de Mayo. Registrate en http://apply.sabf.org.ar/ y no dudes en contactarnos ante cualquier inquietud, escribiéndonos a students@sabf.org.ar. Estaremos más que contentos de ayudarte.

 

La experiencia sabfer, según Gabriela Quinteros

En esta oportunidad, trasmitimos un mensaje de una ex-participante y actual delegada del SABF, Gabriela Quinteros. Ella invita, a través de su experiencia, a todos los interesados a sumarse a la comunidad SABF.

A continuación, nos cuenta su experiencia en base a tres etapas: antes, durante y después de su participación en el South American Business Forum 2009.

Antes:

Escuché sobre el SABF, por primera vez, por un miembro de AIESEC (organización de la que formo parte) que asistió un año antes que yo. Sinceramente, cuando tuve la opción de plasmar mis ideas en un documento, en forma de ensayo, libre de expresar y proponer, pensaba: “¿Será? ¿Y si hago este tema…o este otro? Busqué en Internet, emocionada, la página del foro. Lamentablemente, la convocatoria había cerrado. Entonces, esperé motivada a la siguiente edición.

Al siguiente año, mi tema surgió gracias a haber participado en un Congreso Internacional de AIESEC en Brasil en 2008. Ahí, encontré un artículo sobre el Pensamiento Integrativo, y como siempre me gustaron las analogías, mi ensayo se llamó “Al encuentro del tercer ojo, para ver lo que otros no ven”.

Ese año, fueron más de 500 ensayos de postulantes, sólo 100 quedarían elegidos y ¡el mío fue uno de ellos!

Recibir el mail que confirmaba que mi ensayo fue aceptado fue una alegría muy grande. Simultáneamente, implicó adquirir la responsabilidad de financiar mi pasaje, situación que fue sencilla gracias a la gran labor del equipo organizador del SABF y mi experiencia en empresas para organizar eventos con AIESEC.

Mis ganas de participar me motivaron día a día para enviar material a distintos organismos e instituciones. No dudé en adaptar el material para presentarlo a dos aerolíneas: AEROLINEAS ARGENTINAS y AEROSUR. Opté por la primera, donde obtuve un descuento del 15% (ellos daban el 2% de descuento a los asistentes al foro) y mi familia me apoyó con el resto del valor del ticket aéreo. Se que conseguir el pasaje no es tarea fácil. Pero el SABF realmente vale la pena, por lo que les recomiento trabajar duro con el financiamiento. Sepan que con el SABF tienen un gran respaldo.

Durante:

¿Qué sensaciones puedo describir que no hayan transmitido ya mis compañeros?

Pienso que fue una interacción virtual constante desde la presentación de los participantes y los encargados del evento, cuando nos avisaron que fuimos seleccionados, y todo el seguimiento posterior. Se han superado momentos difíciles externos que afectaban a toda la organización del evento. La edición 2009 se vio afectada por la gripe A, implicó severos cambios y hasta una nueva fecha de realización pero aún así, todas las dificultades fueron afrontadas y el evento salió excelentemente bien.

El SABF fue una suma de conferencias magistrales en ambientes llenos de distintas oportunidades para generar sinergias, proyectos sociales y emprendimientos increíbles. Fue un flujo constante de aprendizaje, retroalimentación de información tanto de los disertantes como los participantes y muchísimo más.

Después:

Puedo decir que el SABF cambió mi manera de ver las cosas, al compartir puntos de vista con un grupo tan diverso, y excelentemente preparado en conocimiento de diversas problemáticas. Esto ha generado también crecimiento exponencial de contactos que, con el tiempo, se van convirtiendo en amigos a miles de kilómetros de distancia, con los que se puede hablar de diversos temas y, sin lugar a dudas, iniciar proyectos o nuevas organizaciones con impacto social.

Creo que el aprendizaje de AIESEC se complementó y consolidó con el SABF. Al pertenecer al blog, manejar el networking, sentarme y trabajar en mi ensayo, muchos de los ambientes de aprendizaje los vivo también en AIESEC, pero de manera muy diferente.

Quiero enviar un afectuoso saludo a los sabfers 2009, a los delegados SABF 2010, y a todos los que estén motivados a tener su propio testimonio para este SABF 2011, así como al grandioso equipo que trabaja para hacer realidad este encuentro.

Anímense, apliquen, escriban su ensayo. Es un esfuerzo que vale la pena y una experiencia que dura para toda la vida.

Sean parte de este gran espacio de aprendizaje virtual, profesional y de amistad que consolidarán pronto en este mes de agosto.

Gabriela Quinteros – Bolivia