No necesito nada más que esto

El 5 de diciembre se celebra año a año e internacionalmente el día del voluntariado, una fecha  que “celebra la participación de las personas que contribuyen al cambio a nivel local, nacional y global” según menciona la Organización de las Naciones Unidas y en la que se conmemora especialmente a aquellas actividades e iniciativas que trabajan por una transformación positiva de la sociedad.

Es un día, entonces, para celebrar y reconocer el trabajo de millones de personas que toman la decisión de resignar una recompensa económica por un trabajo que puede ser más o menos exigente o requerir de ellos más o menor compromiso, y realizar tareas que repercuten en varios ámbitos y niveles. Los ejemplos son innumerables: desde los bomberos voluntarios, hasta el de una organización barrial, pasando por organizaciones como el SABF. ¿Por qué es importante el voluntariado?

Continuar leyendo…

Los emprendedores y la fuerza de voluntad

Sólo existe una persona capaz de limitar tu propio crecimiento: tú mismo

Todo emprendimiento comienza a partir de una visión, un propósito, un sueño, un deseo. Esto es lo que nos motiva, lo que nos pone en movimiento. Pero ¿qué es la motivación? Desde el punto de vista lingüístico es una abstracción, no es nada tangible pero lo podemos traducir diciendo que es el combustible, la energía que necesitamos para  cubrir la distancia entre tu presente y donde quieres ir, o sea tu viaje hacia esa visión,  sueño o deseo.

Ahora bien, ¿qué más necesitamos además de motivación para comenzar este viaje? VOLUNTAD.

La voluntad está íntimamente ligada a la motivación.

La voluntad es la capacidad de los seres humanos que nos mueve a hacer cosas de manera intencionada, por encima de las dificultades, los contratiempos y el estado de ánimo.

Continuar leyendo…

Más vale bueno por conocer que malo conocido

Tuvimos la oportunidad de participar del taller “Innovación en las empresas” organizado por la Unión Argentina de Jóvenes Empresarios (UNAJE) a cargo de Rolando Meyer, ingeniero industrial del ITBA, docente de Design Thinking en la Universidad de San Andrés y co-fundador de la aplicación mobile de compras Tobuy. Conocimos a Rolando en la  décima edición 2014 del South American Business Forum y en este taller nos presentó todas las ventajas de salir de nuestra zona de confort y lanzarnos al maravilloso mundo de la innovación.

“Innovar es transformar el conocimiento”

El término “design thinking” tan en boga hoy en día en grandes y pequeñas organizaciones hace referencia a la forma de pensar de los diseñadores aplicada a los negocios. Innovar, no es otra cosa que trabajar en algo que aún no existe, en el futuro. Para ello debemos tener en cuenta ciertas máximas:

  • “Des-aprender es tan importante como aprender”.
  • “Innovar es desafiar al status quo”.
  • “Todo lo que hoy existe fue alguna vez imaginado”.

Un punto de partida es no tener límites fijos en el proceso creativo, ir más allá de la factibilidad, ya que toda innovación en su momento fue poco factible o viable. Bien podemos decir que la mejor parte de aprender de los errores, es el haberlos cometidos.

Innovador es alguien que está tras la novedad, que no pregunta el por qué sino el por qué no y para qué.

Continuar leyendo…